sábado, 29 de diciembre de 2012

Primero sea el pan,luego la libertad.

Hoy como todos los días, he visto un rato la televisión, esa caja tonta, a la que le dedicamos mucho mas tiempo del necesario.

Últimamente, vamos viendo en ella, una de las muchas realidades angustiosas de nuestro país, esa España, que hace pocos años lucía esplendorosa, llena de alegría y vida, sin acertar a ver lo que venía detrás.

El lema o encabezamiento de este blog, "Primero sea el pan, luego la libertad. La libertad con hambre, es una flor encima de un cadáver", lo escogí de un escrito de D.Pedro Casaldáliga. Jamás pensé que este encabezamiento que he utilizado durante estos años, lo utilizaría para hablar de nuestro país.

En España, se han roto todas las previsiones, se han roto todas las estadísticas, se han roto millones de sueños, y se pasa hambre. Si, aunque al gobierno no le guste que se diga. En España se pasa hambre.

Casi toda la solidaridad de que hacía gala nuestra sociedad y que revertía hacia el exterior, hacia países en crisis, hacia países del Tercer Mundo. Pues bien, todo aquello es historia. La Cruz Roja, Cáritas, los bancos de alimentos y multitud de ONG, infinidad de asociaciones y pequeños colectivos, están tratando de plantar cara a esta crisis, están haciendo lo que vuelvo a decir, parecía impensable en nuestro país, "ESTÁN DANDO DE COMER A BUENA PARTE DE NUESTRA SOCIEDAD". Gracias a ellas, miles y miles de personas con nombre y apellido se pueden llevar un bocado de comida a la boca. Gracias a ellas miles de niños hacen una buena comida al menos al día. Gracias a ellas y a la enorme solidaridad, se están paliando alguno de los muchos horrores que hoy en día ya nos son cotidianos.

La época de las vacas gordas ha pasado; la época del despilfarro ha muerto; la época del gasto por gastar ha desaparecido. Nos toca ahora el hermanarnos con la complicidad de toda esa BUENA GENTE, sin la que toda la solidaridad que se está viendo actualmente, no existiría. Se sigue cumpliendo y no falla nunca, que siempre da el que menos tiene. 

Esta crisis asesina de felicidades, asesina de bienestares, asesina de alegrías, está dejando un reguero inmenso de frustraciones, de tristezas, de penurias, un reguero que se tardarán muchos años en poder tapar. Realmente, creo que no se marcha por el camino adecuado, de momento y a la vista está, de todo lo que se había prometido, nada de nada; de momento, quien está ganando la partida es otra vez el capital, ese maldito dinero que todo lo pudre, que todo lo corrompe.

¿Que hubiera pasado si todo lo invertido en el  intento de salvar la banca, se hubiese empleado en salvar a los seres humanos?. Es verdad que no ha habido suficiente control del gasto, pero no se están exigiendo responsabilidades. Es verdad que se ha gastado por encima de las posibilidades existentes, pero se hacía lo que el gobierno indicaba y de muchos modos incitaba. 

No quiero que este pequeño blog, se transforme en un blog perseguidor de corruptelas, lo que si me gustaría es que al menos sirviesen de algo mis escritos, aunque tan solo sea para denunciar públicamente, la situación a donde nos ha llevado el sistema que impera, y al que no se le quiere arrinconar, sino todo lo contrario.

Sigo pensando lo mismo: "Primero sea el pan, luego la libertad. La libertad con hambre, es una flor encima de un cadáver". 

Humanicemos la humanidad.

No hay comentarios: